¿QUE ES MEDITAR?

Capitulo 1


La Meditación nos conecta con nuestro ser interno, nuestro amigo interior.

Utiliza las posibilidades de la mente para lograrlo.
Y una vez conectado con él, es a través de su mirada que podemos ver el mundo que nos rodea y a nosotros mismos de una manera distinta.

Acercarnos a él requiere primero un conocimiento de los pasos a realizar y luego el desarrollo de una disciplina.

Pero antes de embarcarnos en esta tarea, seguramente quieres saber

Para qué sirve la Meditación?

*Para encontrarte contigo mismo.

*Para lograr paz interior y aprender a disfrutarla.

*Para contactar dentro tuyo con una fuente de conocimiento y energía.

*Para ampliar tu mente, hacerla más clara, más lúcida.

*Para aumentar tu capacidad de reflexión y aprender a ser más objetivo ante las circunstancias que te presente
la vida.

*Para lograr un estado interior que te permita, si lo deseas, alcanzar una conexión con lo que consideres superior, dentro del campo de tus creencias.

¿Cuáles son los pasos que hay que dar?

¿Qué te brindará el darlos?

Obtendrás la posibilidad de meditar a partir de realizar tu conexión interior,
que es el punto de partida de la real meditación.

Pero para lograrlo deberás seguir una serie de pasos a los que denomino: Logros en el camino de la Meditación,
los que te serán de gran ayuda en tu vida de relación.

*Comenzarás haciendo la Relajación Física. Es la base. Para obtenerla existen diferentes métodos. Ya verás en la práctica cuál es el que te propongo.
*Luego deberás buscar la Tranquilidad Emocional, para lo cual te daré luego indicaciones.

*Logradas ambas podrás encontrar fácilmente la Serenidad Mental.

*Deberás entonces tratar de mantener al mismo tiempo la conciencia de esos tres estados: Relajación Física,Tranquilidad Emocional y Serenidad Mental. A esto se le llama Alineación.

Significa que debes mantener, en conciencia, los tres estados, se podría decir, en una sola línea, durante todo tu trabajo de Meditación, buscando que nada te perturbe. Por eso debes sostenerte en esa alineación ayudándote con una respiración pausada y una atención serena.

La Alineación te dará una sensación de presencia y totalidad,

* Una vez alcanzada podrás empezar a Concentrarte, ya que tu mente estará en condiciones de hacerlo en razón de los trabajos previos.

*La Concentración te permitirá luego poder Profundizar sobre el objeto
-hechos, personas, cualidades- que hayas elegido para meditar.

*Todo lo que vienes haciendo te ayudará a ver las cosas con más Objetividad, ya que no estarás identificado sólo con tus aspectos físicos, emocionales o mentales actuando cada uno separadamente sino que lo harás desde una totalidad que te facilitará la mencionada Objetividad.

*Al ser Objetivo tendrás la posibilidad de adquirir una actitud de Comprensión contigo mismo y con quienes te rodean.

Relajación Física,
Tranquilidad Emocional,
Serenidad Mental,
Alineación
Física, Emocional y Mental,
Concentración, Profundidad, Objetividad y Comprensión
son lo que denomino

Logros en el camino de la
Meditación.

Aunque no pretendas llegar a meditar
–por lo menos al principio-, estos logros serán suficientes para ayudarte en el cambio y mejoramiento de ti mismo que, seguramente, estás buscando.

Imagínate pudiendo estar relajado, tranquilo, sereno y armónico en tu alineación, con capacidad para concentrarte, profundizar, ser objetivo y comprensivo al enfocar los problemas que se te presenten.


A medida que vayas realizando los ejercicios que te propondré, irás sintiendo dentro tuyo un estado de paz y plenitud que te acercará a tu ser interno y podrás ser consciente de él.

Más que explicártelo con palabras, tienes que tener tu propia experiencia.

Cuando se produzca, no tienes que vivirlo como algo mágico, sino como el descubrimiento y contacto con tu realidad interior.

Así irás abriendo el camino hacia tu Interno.

Es al llegar a ese Interno donde comienza la real Meditación. Hasta ese momento tendríamos que hablar más bien de Concentración, fructífera, desde luego y, sin duda, preparatoria de tareas mayores.

Es a partir de allí, del contacto con tu Ser Interno, tu amigo interior, que surgirá una mirada nueva sobre las cosas: la mirada de tu Interno.


Nuestro interno observa lo interno -lo esencial- de las cosas sobre las que fija su atención.


Las posibilidades que desde allí se te abren son mayores y de otro nivel:


*La conexión con la esencia de las cosas.

*La conexión con un Conocimiento superior, en respuesta a preguntas trascendentes que en la Meditación, seguramente te surgirán.

*Un mayor contacto espiritual (lo que dependerá de tu necesidad y tus creencias).

*Contacto con ideas elevadas: amor, unidad, solidaridad, paz.

*Sentirte unido con el Todo, lo que comprende la totalidad de lo creado, en su aspecto material y espiritual (lo que también dependerá de ti y de tu concepción de la vida).

*Creación y Renovación de Propósitos Interiores que te lleven a un mayor desarrollo en tu aspecto evolutivo.

*Percepción de Paz Interior, desde una actitud contemplativa.


Esta descripción de las posibilidades que se abren a partir de tu conexión interior son una enumeración de lo que puedes llegar a percibir en las prácticas de Meditación propiamente dicha a medida que progreses en ella.

Por eso no es conveniente que te apresures a buscarlas. Se irán dando de a poco. Su aparición, en forma natural, será una afirmación de que estás dando los pasos correctos.
Ejercicio 1. Ejercicio básico.

Postura:

a) Puedes sentarte en el suelo, con las piernas cruzadas, en posición de “sastre”, a la manera oriental.

b) Puedes sentarte en una silla que te resulte cómoda. (Esta posición puedes utilizarla en tu lugar de trabajo, cuando tengas la necesidad y la posibilidad de relajarte).

En ambos casos tienes que sentarte de manera que tus isquiones, que forman parte de tu cadera, estén apoyados bien atrás, así tu espalda podrá mantenerse cómodamente erguida. Esta forma de sentarte te ayudará a tener una buena base sobre la que podrás enderezar tu columna, manteniendo el pecho y la cabeza alineados.

Observa que si tu nariz está muy adelante de tu pecho es señal de que estás encorvado.

Por eso, en lugar de forzar tu columna para enderezarte, coloca tu nariz a la altura del pecho y así quedarás automáticamente en la posición ideal.

Puedes mantener tus manos colocadas sobre los muslos, con las palmas hacia abajo, si te sientes "cargado" o hacia arriba, si te sientes "desvitalizado".

También puedes colocar tus manos con las palmas hacia arriba, una sobre la otra, tal como están en la fotografía de la tapa de esta guía.

Una vez lista tu postura, puedes comenzar:

*Así sentado, toma conciencia de tu respiración y prepárate para comenzar, proponiéndote relajarte.

*Mentaliza tu hueso sacro, que se encuentra en la base de la columna. En la segunda vértebra sacra se encuentra el centro de gravedad del cuerpo humano.

Lo que significa que, si relajas tu centro de gravedad, relajarás todo tu cuerpo.

*Pon la idea de relajar esa zona y en el momento en que saques naturalmente el aire, entrega tu cuerpo a esa idea de relajar.

*Luego de percibir tu estado de relajación dirige la atención a tu respiración, sin influir sobre ella.
Simplemente observa como el aire entra y sale.

Acompaña tanto la entrada como la salida del aire con la idea de tranquilidad.

*La respiración está muy relacionada con el estado emocional. Eso quizás ya lo habrás observado en momentos de ansiedad, agitación o temor. Al tranquilizar tu respiración, como consecuencia, vas a ir logrando tranquilizar tu parte emocional.
Algunas personas lo logran mejor poniendo la idea de tranquilidad en la inspiración y otras al ponerla en la espiración.

*Cuando te sientas verdaderamente tranquilo dirige tu atención a la zona del entrecejo –que suele estar fruncido- y a la frente, acompañándola con la idea de serenidad y entregándote a esa idea.

*Luego de disfrutar el estado de serenidad, te observarás internamente y tratarás de registrar al mismo tiempo tu Relajación Física, tu Tranquilidad Emocional y tu Serenidad Mental. Así realizaras la Alineación.

*Si prestas atención a tus fosas nasales, observarás como el aire entra y sale natural y serenamente a traves de ellas.
Ese punto de concentración te servirá de sostén de tu postura, mientras sigues manteniendo simultáneamente las ideas de relajación, tranquilidad y serenidad.

*Vivencia y disfruta esos instantes
–mientras te sean placenteros-. Pero no por mucho tiempo, ya que por falta de experiencia tu mente podria comenzar a dispersarse y eso haría que no pudieras aprovechar totalmente el momento.

*Llegará un punto en el cual tendrás deseos de respirar profundamente. Aprovecha y abre tus ojos, que es muy probable que se encuentren cerrados.

Si te costara abrirlos, harás dos respiraciones completas y al comenzar la tercera inspiración utilizaras el impulso de la entrada del aire para hacerlo.

Para moverte, comienza lentamente por los dedos de tus pies y de tus manos, tus muñecas y tus piernas.

Si no tuvieras voluntad, puedes utilizar el mismo método que para abrir los ojos: utilizando el impulso respiratorio.
Luego tómate una mano con la otra y elévalas por delante de tu cuerpo, para estirar los brazos –no demasiado- hasta desperezarte.

Suelta las manos, separa los brazos y llevalos lentamente hacia los costados.

*Al hacerlo, mientras echas el aire, emite un sonido: ah..., -como si estuvieras sacando el aire después de un suspiro. Esto te ayudará a liberarte emocionalmente.

*Luego apoya las palmas de tus manos sobre los muslos.

*Quédate así unos instantes, respirando suavemente, manteniendo tus ojos abiertos y registrando lo que sientes y piensas.

*Luego ponte de pie. Acomoda tu cuerpo, respira profundo y da por terminado el ejercicio.

*Si has hecho este trabajo en grupo, intercambia con tus compañeros tu experiencia, las dificultades que tuviste y los resultados.

Ojalá puedas hacer este primer ejercicio con personas que ya hayan hecho el curso, para que puedan guiarte.

Si no es posible, trata de no trabajar solo al principio.

Trata de hacerlo en compañía de personas que estén en tu misma búsqueda y tengan criterio suficiente como para evaluar la experiencia.

Siempre conviene controlar las
practicas y consultar con personas experimentadas.

Cualquier duda puedes escribir para consultas, por carta o por correo electrónico: godoylbl@sinectis.com.ar

Ya has experimentado
algunos de los logros
que te dije ibas a encontrar
en tu camino hacia la Meditación:

Relajación Física
Tranquilidad Emocional
Serenidad Mental
Alineación.

Este primer ejercicio hará que
al terminarlo te sientas con una sensación de descanso, bienestar y paz.


Volver Arriba